El artista Stephen Stanley explora las profundidades del amor redentor de Dios en «No Hopeless Soul»

El artista Stephen Stanley explora las profundidades del amor redentor de Dios en «No Hopeless Soul»

Stephen Stanley hace su debut con una canción que recuerda a todos los corazones que la esperanza siempre es una opción. “No hay alma desesperada” llega a las profundidades del amor de Dios que tiene el poder de sacarnos de cualquier pozo de nuestra propia creación.

El nativo de Georgia, Estados Unidos ofrece una voz convincente con emoción y una letra que invita a la reflexión con pasión. Experto en la guitarra, el piano y la batería, el multiinstrumentista es sordo del oído izquierdo como resultado de un accidente de moto acuática cuando solo tenía nueve años. La temprana discapacidad lo obligó a tomar la guitarra y le inculcó el amor por la música y el don de la lírica poética.
«‘No Hopeless Soul’ surgió al pensar en cómo mucha gente se siente condenada por cosas de su pasado o por algo sobre sí mismos de lo que no están orgullosos», comparte Stanley. «Todos tenemos días en los que nos sentimos como ‘ no eres lo suficientemente bueno, sé que me siento así a veces, pero Dios no solo te rechaza por algo que hayas hecho mal. La verdad es que todos son redimibles, y ese es el mensaje que quería enviar con esta canción. . «
Como alguien que lucha contra la depresión y la ansiedad, Stanley espera que su música pueda generar conversaciones significativas sobre la salud mental a través del lente de la fe. “No Hopeless Soul” es el primero de muchos capítulos de su historia que aún no se han desarrollado.
La canción fue escrita junto al compositor nominado al GRAMMY Jeff Pardo, quien coescribió éxitos para Sidewalk Prophets , Francesca Battistelli y Ben Rector , entre otros.